Tips para evaluar el desempeño del jardín maternal

Hay ciertos puntos que no deben dejarse de lado para observar con mirada crítica si el jardín maternal que se eligió es el ideal o si es momento de cambiar al niño de institución. La infraestructura del lugar, su estilo pedagógico, la rutina de actividades, la relación de cantidad de niños y maestros, y la comunicación del instituto con los padres; son todas cuestiones a considerar. Veamos ítem por ítem y las respectivas preguntas para evaluar.

Infraestructura: ¿Qué características tienen sus espacios? ¿Hay espacios al aire libre?¿Cómo son los juegos que tienen? ¿Tienen un buen mantenimiento? ¿Hay escaleras?¿Tienen protección? ¿Cómo es la higiene? ¿Hay cunas para todos?

Estilo pedagógico: ¿se basa más en el juego y la socialización? ¿Qué herramientas y materiales brindan para ello? ¿Se prioriza el inicio de la lectoescritura? ¿Qué relevancia tiene el idioma y al aprendizaje de lenguas extranjeras dentro de la propuesta educativa? ¿Qué espacio se da a la creatividad? ¿Se respeta el ritmo de cada niño?

Comunicación: ¿cada cuánto hay reuniones? ¿Qué tipo de comunicaciones se reciben, con qué frecuencia y por qué medios? ¿Cuán abierto es el jardín para reunirse ante un pedido de los papás?

Rutinas: ¿cómo se organiza la jornada? ¿Cómo se plantea el cambio de pañales? ¿Cada uno lleva sus materiales? ¿Es posible ir al jardín a amamantar a los bebés? ¿Cuán flexibles son para el ingreso de los papás durante la jornada?

Cantidad de alumnos y docentes:¿cuántos chicos hay por grupo? ¿Cuántos docentes hay por sala?

Esta entrada fue publicada en jardin de infantes, jardin maternal y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.